Archivo | marzo, 2013

¿Ver o no ver Battlestar Galactica? confesiones de una novata en la serie

30 Mar

En uno de estos arranques de locura transitoria que me dan he decidido empezar a ver alguna serie más, aparte de todas las que sigo de por si.

Fan total de la ciencia ficción que soy tenia pendiente desde hace tiempo ver Battlestar Galactica, serie de culto, adorada por la mayoría de los seriéfilos a los que he consultado.

Como novata en la materia tuve que preguntar por donde empezar, ya que previa a la temporada 1 hay una miniserie de 3 horas que se llama episodio piloto; pues bien por lo visto esto no es una precuela, sino que simplemente la cadena para probar si la serie funcionaba hizo una miniserie que digamos asentaba la premisa, y que da pie a lo que sucede en el primer episodio de la serie.

Para los que esteis tan peces como yo en el tema, Battlestar Galactica (BSG desde aquí que no tengo ganas de escribirlo entero) es un remake realizado por SCI-FI en 2003 de una serie de 1978.

Cuenta las aventuras, o más bien las desventuras, de los supervivientes de una civilización humana llamada las 12 colonias, tras ser atacados por los Cylons, que son un ejercito de maquinas que fueron creadas por los humanos pero se revelaron. Podría decirse que como Terminator, pero seguro que los fans de esta serie dirán que esta es previa. Es una discusión en la que prefiero ni entrar.

battlestar-galactica-logo

Retomando, los escasos 50.000 humanos que se salvaron del ataque Cylon, más que nada por estar fuera del radio de acción de la batalla, o como en el caso de la nave “Galactica” por tener una tecnología a posta anticuada, que permitía que las armas cibernéticas de los Cylons no pudieran penetrar sus defensas.

La serie gira alrededor de los habitantes de la nave “Galactica” y del resto del convoy de pequeñas naves a las que da protección, en su búsqueda de un lugar en el que poder asentarse y asegurar la continuidad de la raza humana; algo así como El Barco pero sin Mario Casas quitándose la camiseta y sin el crío de Verano Azul de capitán (señor que cruz) y si obviamente con más calidad y mejores efectos especiales, guión, elenco…vamos que no se parecen ni en el blanco de los ojos.

De momento os hablo de ella con la inexperiencia de quien solo vio la miniserie y tres miseros episodios, pero como no estoy condicionada, puedo hablar de ella con el atrevimiento que genera la ignorancia. Esto es lo que noté hasta ahora.

La serie es claustrofóbica; la nave es grande pero lo de no salir de ella me agobia, bastante; al menos siguen hablando de los que se quedaron atrás en territorio conquistado y ves algún exterior.

Tiene una gran variedad de personajes así que es difícil que no te guste alguno. De momento mi favorita es Starbuck, una piloto super dura, que en la versión de 1978 fue interpretada por Dirk Benedict (Phoenix en el Equipo A)

[imagenes.4ever.eu] battlestar galactica, tricia helfer 162394

Tambien me gustan Apollo, el piloto macho Alfa pero con bastante sentido comun, y Gaius Baltar el cientifico que les metió en este lio que se pasa la vida fantaseando con número 6 que es una Cylon con aspecto humano que por supuesto es la típica buenorra ligera de ropa que le trae por la calle de la amargura, creo que Baltar dará mucho juego en su lucha por ser bueno o malo.
Peor me caen el segundo de abordo, que es un borracho soberbio, y la presidenta, que es una pobre mujer que le cayó encima el puesto porque todos los demás murieron y que las está pasando canutas para tomar decisiones, me parece bastante blandita.

Y en un nivel aparte está el prota absoluto,William Adama, a la sazón padre de Apolo y comandante de la nave Galactica que tiene sobre si el peso de mantener con vida a toda la recua de gente, cuando el hombre estaba a cuarto de hora de jubilarse; interpretado por Edward James Olmos, el personaje es carismático y magnético a tope, con muchos traumas y vicios adquiridos a lo largo de su prolongada carrera militar, pero en general me parece un caramelo para cualquier actor.

battlestar-galactica

La serie tiene sus propias señas de identidad, los nombres basados en la mitología, la música de tensión, las intros que son en realidad trailers del episodio, su propio lema (So say we all) y una cosa que me escama cantidad: las hojas que utilizan están todas recortadas por las esquinas; primero pensé que sería para ahorrar papel, pero cuando después vi la cantidad de ellas que solo llevan escrita una línea descarte la idea.

Bueno esta es mi toma de contacto con la serie, cuando la termine escribiré un artículo seguramente refutando todo lo que escribí en este. Deseadme suerte. So say we all.

Nos vemos en tu serie o en la mía.

P.d. para todos los amantes de la ciencia ficción que son fans del Time Lord, os deseo un feliz dia de Doctor Who. The “doctah” is back!

p.d. 2 Ruego a todo el mundo que no pongan spoilers en esta entrada, que es para que la gente decida o no si la debe ver.

Mr. Selfridge: una deliciosa frivolidad

27 Mar

Soy una gran fan de Entourage y sin duda mi personaje favorito era Ari Gold. Es obvio que en cuanto supe que Jeremy Piven, el actor que da vida al ácido y déspota agente de Hollywood, protagonizaba la nueva serie del gran Andrew Davies para la británica ITV me lancé de cabeza a verla.

La serie empecemos por ahí, no puede estar más alejada de la anterior ficción de Piven; girando en torno a la figura del fundador americano de una de las más prestigiosas cadenas de grandes almacenes de Gran Bretaña, Gordon Selfridge, la serie nos narra las aventuras y desventuras sucedidas en el interior de la lujosa tienda en su primer año de existencia.

No busquéis ninguna clase de parecido entre Gordon Selfridge y Ari Gold ya que, mientras que el agente artístico era divertido, caústico, políticamente incorrecto y despiadado, el comerciante es déspota, lleno de traumas, grandilocuente, excesivo y en ocasiones bastante patético y moralmente injustificable. Al poco empático personaje de Mr. Selfridge, que parece estar buscando una patada en la boca en cada episodio, se le une la más que cuestionable actuación de Piven que en más que menos ocasiones está sonoramente sobreactuado.

La serie es ligera, divertida, amena y fresca, no podemos negar que tiene anacronismos como camiones, en especial el retrato tan exageradamente progresista que hace de las mujeres, que mantienen un comportamiento excesivamente avanzado para principios de siglo, pero si somos capaces de sobreponernos a eso la serie entretiene y engancha.

untitled2

Y lo que engancha no es tanto la historia de cómo Selfridge´s se convirtió de la noche a la mañana en la tienda más chic de todo Londres, sino las pequeñas historias de los que allí trabajan. Las dependientas cotillas, la soledad de la mujer trabajadora, los camareros que ambicionan una vida mejor, el contable agobiado por mantener los números a flote y un sinfín de microhistorias tremendamente humanas, con las que empatizas al instante y en su mayoría cargadas de mucha ternura. Todas las historias terminan bien y puede recibir con todos los honores el título de “happy place”.

Además tiene el aliciente de ver desfilar por los lujosos pasillos de la tienda a personajes históricos de los más granado de la época como Conan-Doyle, Ernest Shackleton Louis Bleriot el primer piloto en cruzar el Canal de la Mancha.

Al final es la serie que comencé a ver por Piven y terminé por considerar a su personaje la parte más prescindible del serial; confirmada ya su segunda temporada, debido a su gran éxito de audiencia (destrozó al Ripper Street de la BBC) no es una gran serie, no es intensa, ni emocionante, es un drama de época sin mucha sustancia pero con un montón de frescura, ingenuidad y elegancia, sin llegar ni de lejos al nivel de Downton Abbey, pero en la misma línea dramática.

Como os digo la serie no tiene presunción alguna de calidad, su propio creador la definió diciendo que habia empezado haciendo Selfridge y habia terminado haciendo Tesco (una cadena de supermercados ingleses de bajo coste) pero si tenéis una de esas tardes en las que no queréis ver nada excesivamente profundo, os la recomiendo sin duda.

Nos vemos en tu serie o en la mía.

Au revoir mes amis…

16 Mar

Queridos mios,
si esta semana veis que no he escrito en el blog es porque estare en Paris, Paris, contagiandome de cultura postmoderna/hiperchic.

A mi vuelta tengo que hablaros de House of Cards Uk y su hermana pequeña, la versión de Usa, que siendo bastante buena no llega al nivel de la original, in my opinion.

Hasta la próxima semana a todos

Nos vemos en tu serie o en la mía

Black Mirror 2ª Temporada: más pero no mejor (con spoilers)

11 Mar

Aunque había decidido no postear sobre la segunda temporada de Black Mirror, porque estaréis aburridos de oír hablar de ella, me di cuenta al empezar a comentar el estupendo artículo de Alberto Nahum que casi escribo un post entero; por ello a modo de macrocontestación a las palabras del maestro, este breve post (o largo comentario) sobre la segunda temporada.

Para mi Black Mirror tiene la misma cualidad de los perfumes buenos, y es su perdurabilidad en la memoria. Cualquier colonia huele al principio, pero solo las grandes permanecen horas, y su sola presencia evoca recuerdos.

Esta serie, en mí, consigue lo que pocas, y es que, meses después, sus historias sigan rondando en mi cabeza, creando cábala tras cábala en torno a sus premisas.

Dudo que nunca me sacuda la preocupación que me causó el poder de la presión social de “National Anthem”, y menos aún la sensación de desasosiego que me genero “Be right back”

Para mi la lectura que más me preocupa de éste último, primer episodio de la segunda (y quizá algo menos brillante) temporada, es la doble moral entre nuestra vida analógica y la virtual; nadie es tan gracioso, ingenioso, acido o atrevido como en la red. En muchas ocasiones condenamos al ostracismo cibernético aquellas facetas de nuestra vida menos atrayentes, quizás aquellas que nos hacen seres únicos.

La red nos sirve para meter en un cajón la parte más gris de nosotros mismos, pero esto genera el peligro de crear una nueva entidad que, como diría Alfonso Guerra, no la reconoce ni la madre (en este caso la esposa) que la parió.

Superado el alucine, y el dilema moral, de tener la oportunidad de clonar a un ser querido y los bemoles, o la desesperación, de la protagonista al llevarlo a cabo, la sensación de falsedad creada por un ser hecho a imagen y semejanza de nuestra “otra” vida refleja un nuevo nivel de esquizofrenia emocional, e incluso yendo más allá una separación del “Yo” y el “Super-yo”, que podría tener hablando a algún psicoanalista argentino durante horas.

Para mi fue el mejor de esta sengunda temporada, que ha sido más discreta que la primera, si bien ya no contaba con el elemento sorpresa y sufría el efecto demoledor de la “teoría de las expectativas”.

“White Bear”, el segundo capítulo, no me gustó; punto pelota. El hecho de no tener referencia previa del ente estridente, histérico y de pelo sucio en que se convierte la protagonista, genera mi absoluta antipatía hacia ella. Estuve deseando todo el episodio que alguien terminase con sus gritos porque me estaba sacando de mis casillas.

La conclusión con ese final “de los de pensar” que nos retorna al Circo romano, muestra  la potencial capacidad que tiene la sociedad de ejecutar un castigo ejemplificador. Esta premisa no es más terrible para mí, que el muy real rechazo social a concursantes de realities que ven su vida convertida en un infierno por no haber cuadrado con el placet de la audiencia. Y esto último señores es real, no una fábula moralizante.

Del broche final “The Waldo effect” poco que comentar, me pareció superficial, facilón, y con una especie de moralina santurrona, veladamente encajada dentro del propio enigma ético, menos atrayente que el resto y lo peor de todo es que,por primera vez no me dio que pensar. Puedo superar la menor brillantez técnica, pero si un capítulo de BM no te dejá las neuronas con agujetas es que no cumplió su objetivo.

Esperemos que Charlie Brooker nos depare nueva “food for thought” para la temporada que viene, hasta entonces seguire pensando si quiero mi propio clon de George Clooney.

Nos vemos en tu serie o en la mía

Estreno de Mayday y Broadchurch: dos telefilmes de Antena 3 disfrazados de miniserie

5 Mar

¿Recordáis los míticos telefilmes que Antena 3 emitía después de comer? Eran puros melodramas que tenían en su mayoría tres escenarios posibles, la caida y recuperación de una enfermedad chunga, un caso policiaco que conmueve una pequeña población o una mujer fatal que convencía a su amante para que asesinase a su marido.

Pues precisamente eso, alargado para conseguir una miniserie, es lo que nos ofrecen los dos estrenos de la semana de la televisión inglesa, Mayday y Broadchurch.

El caso es prácticamente idéntico, jovencito/a que desaparece en misteriosas circunstancias de su casa por la noche, en una pequeña población donde todos, incluidos los agentes de la ley, se conocen al dedillo.

vlcsnap-2013-03-05-21h12m35s10

En Mayday la desaparecida es una adolescente, pro-ecologista, en Broadchurch un niño de 11 años; en el primer caso no hay cuerpo, en el segundo la aparición del cadáver abre la serie. En ambos casos los padres están destrozados, el pueblo conmocionado y hay mucho drama en el ambiente.

Mayday es un peñazo soberano; así, sin más. No hay un pero que valga, los personajes son absolutos clichés , previsibles no solo en las acciones sino también en los diálogos y el punto esotérico que quieren meter de fondo en la serie es una excusa barata, porque estoy convencida que al final aparecerá el secuestrador/asesino y será de lo más terrenal. Mi unica razón para verla eran Peter Firth (Spooks) y mi venerado Aidan Gillen (Queer as folk, The Wire, Game of thrones, eso es un CV, si señor) pero ni sus personajes, ni sus interpretaciones hacen que merezca la pena perder las 5 horas de duración total del serial. Consejo Express: pasad de ella.

vlcsnap-2013-03-05-21h12m47s128

El aliciente de Broadchurch era uno, soberbio y grandioso: David Tennant. Los que me habéis leido en Twister sabréis de mi absoluta devoción hacia mi actor favorito. El 10th Doctor Who aquí interpreta a un detective de policia que sufre una especie de mezcla de la ley de Murphy  y el refrán de “si no quieres caldo, toma tres tazas”. Básicamente es un poli que la pifió en un caso anterior y se ha retirado a la zona con menos criminalidad del país, y parece que la jugada le sale rana al aparecer el cadáver del niño de marras.

vlcsnap-2013-03-05-21h11m24s63

Broadchurch tiene otras caras conocidas como Vicky McClure (This is England) , Olivia Colman (Exile) o  Arthur Darvill más conocido como Rory Williams el gran Centurión de Doctor Who que sale poco en este primer episodio, pero por lo visto hace de cura.

La serie de ITV prometía un poquito más que Mayday, pero tiene un punto ñoño y excesivamente cargante que la hacía pesada hasta para ser un telefilme de tercera. No fue hasta que vi los tíulos de crédito hasta cuando comprendí el problema. El guionista es Chris Chibnall el tío que ha escrito hasta el día de hoy los capítulos más infumables de Doctor Who; os dejo un post de series de bolsillo donde ya le di cera en su día. Parece que este tío me persigue. Señor que cruz.

Siceramente creo que es otro coñazo parecido, aunque ha logrado mosquearme lo suficiente como para tener ganas de ver como avanza. Sí, soy masoquista.

Consejo Express: si no eres super fan de Tennant no la veas, si mejora prometo avisar.

vlcsnap-2013-03-05-21h11m46s35

Con esta crítica Express cumplo con mi compromiso social de ahorrar el tiempo al resto de seriéfilos. Invierte este tiempo en ver algo decente. Hazlo por mí.

Nos vemos en tu serie o en la mía.

P.D. Nota superficial:David Tennant sale guapísimo, oiga.

El 8º Pasajero

En el espacio nadie puede leer tu blog

Días de vino y series

Un sitio donde hablar de las series que más nos gustan o sorprenden

Crucigramas y Café

otro blog de series

Los calcetines no tienen glamour

Compendio de cosas sin sentido

entresubtitulos

otro blog de series

La pantalla se mueve

otro blog de series

A ver series

otro blog de series

otro blog de series

otro blog de series

Film à porter

Series, cine y moda. Todo junto pero nada revuelto

Los Lunes Seriéfilos

otro blog de series

Asesino en serie

otro blog de series

otro blog de series

Quinta Temporada

otro blog de series

TV Spoiler Alert

otro blog de series

Diamantes en Serie

otro blog de series

Sopranismo Ilustrado

otro blog de series

http://lasseriesdemon.com/

otro blog de series

notpennysblog.com

otro blog de series

Cien Megas

otro blog de series

Cartas desde Invernalia

otro blog de series

El Club Silencio

otro blog de series

Capítulos en FF

otro blog de series

Series de Bolsillo

otro blog de series

A %d blogueros les gusta esto: